Un viejo que leía novelas de amor

La lectura es a la mente lo que el ejercicio al cuerpo.

Joseph Addison.

Ensayista, poeta y dramaturgo.

Si tienes problemas de movilidad, la lectura será una actividad ideal para tener ocupado tu pensamiento.

UN VIEJO QUE LEÍA NOVELAS DE AMOR; (Luis Sepúlveda)

La novela de Luis Sepúlveda tiene para mí dos características que la hace grande: una, la sencillez con la que escribe; la otra, cuando coges el libro y empiezas a leerlo no quieres abandonarlo.

Escrita en primera persona, comprometiéndose con el relato, las palabras fluyen de forma natural: como caen las gotas de agua en un día de lluvia y te van empapando como si de un sirimiri se tratara.

La trama la sitúa en la selva amazónica: el protagonista (Antonio José Bolívar) relata historias maravillosas vividas junto a una tribu indígena “Sucre”. A través de estas historias conoceremos mejor el funcionamiento y los misterios de la selva y sus costumbres llenas de amor, respeto y gratitud hacia ella. Esto empieza a cambiar con la llegada masiva del hombre blanco. A partir de aquí cambia la vida de Antonio José Bolívar, ya que la tribu Sucre se interna en la amazonia y él se traslada a vivir a un pequeño poblado con el hombre blanco. Algo bueno le trae este cambio, se despierta su gusto por la lectura, y en concreto por las novelas de amor que le hablan de ciudades desconocidas: París, Barcelona, Roma. Ciudades donde suceden historias de pasión maravillosas, en lugares que le cuesta imaginar y que nunca visitará.

Una mañana aparece el cadáver de un gringo que ha sido desgarrado por una tigresa, en su morral lleva las pieles de cuatro crías de tigres. A partir de aquí, continúan apareciendo cadáveres desgarrados por la tigresa. ¿Cómo solucionar el problema en un poblado olvidado, en una selva virgen con escasos medios?

Como he dicho la grandeza de la novela es su sencillez, que fluye con la misma naturalidad que los ríos en la selva de la amazonia. ¡Buscarás cualquier momento libre para correr a su encuentro!

Mª Loreto Sutil Jiménez.

 

One thought on “Un viejo que leía novelas de amor

Deja un comentario