• Añadir comentarios
  • Print
  • Agregar a favoritos

Por Francisco Vélez Nieto

Carta de una desconocida cuenta una historia de amor nada al  uso, al romper todos los esquemas literarios del momento,  perdura en el tiempo literario como hoja perenne del árbol de la escritura de ficción.

En ella se cuenta el amor imposible, pasión fruto de un desasosiego juvenil de verdadero  sentido en el palpitar diario de una muchacha de origen humilde, que a sus trece años se enamora de un conocido vecino mayor,  que de espalda a su existencia no colma los deseos de tan romántica e ingenua aventura, imaginación para espiar por la mirilla de la puerta de su casa que comparte pasillo con la del hombre de oficio de escritor y el buen vivir la vida. Una historia de amor nada al  uso que rompe todos los esquemas literarios del momento,  que perdura en el tiempo literario como hoja perenne del árbol de la escritura de ficción.

 Fascinante sentir narrativo de la estilizada y fructífera  pluma de Stefan Zweig trasladando al papel el temblor humano de unos personajes, que toman vida propia en esa carta muy por encima del cotidiano folletín habitual, al mostrar el trascurrir de una pasión amorosa con  exquisita maestría en el arte literario del gran maestro que fue,  y es con su regreso a la actualidad, fruto de la Editorial Acantilado en un pulso pausado y continuo por volver a hacer camino al andar a tan venerado autor en tiempo de la posmodernidad mal entendida. Un fabuloso creador de lengua alemana que vino al mundo en la Viena de la música junto a un grupo de escritores de alta calidad y criterios que le acompañaron en su nostalgia. En esa huida de la barbarie en Europa con el nazismo que se avecinaba. Y sobre el que advertía con insistencia y compromiso propio de un escritor e intelectual independiente, defensor insobornable de la paz, cuando magistralmente ya tenía ganando fama y justo prestigio como excelente narrador en la lengua de  Schiller.   Así hasta su último “adiós a las armas” literarias en el inmenso Brasil, atemorizado al creer que la garra del nazismo lo alcanzaría. Un suicido dramático junto a su entregada y fiel segunda mujer. Fue Stefan Zweig uno de esos escritores donde su actitud ante la vida es adquiere igual importancia que su obra creadora. Vivió con toda intensidad como activo intelectual de su época  anunciando los acontecimientos de las décadas 30 y 40,  cuando su obra fue prohibida y optó con acierto abandonar el dramático campo de batalla.

Y volvemos, a Carta de una desconocida donde esta criatura de dios, ya mujer hecha de vida y desencanto, se encuentra sentada junto al cadáver du su querido hijo, mientras  escribe sin firmarla una larga carta al único amor de su vida, para contarle como sobrevivió con cierta holgura hermosa y bella con su pasión interna: “Solo quiero hablar contigo, decirlo todo por primera vez. Tendrías que conocer toda mi vida, que siempre fue la tuya aunque nunca lo supiste. Pero únicamente tú conocerás mi secreto, cuando esté muerta y ya ni tengas que darme una respuesta;  cuando esto que ahora me sacude con escalofríos sea de verdad el final” Mejor no contar la reacción de este amado que él mismo ignoraba, ese sueño y vivir apasionado de quien únicamente ha existido para amarlo, una mujer que ha tenido en sus brazos y en la alcoba, que ha hablado con ella con agrado y afecto momentáneo como ha podido ser igual a otras jóvenes fugaz pasatiempo amoroso. Aventura de sueño y locura  deseo imposible de una adolescente que llego a la edad adulta con la misma pasión de años sin límites en el tiempo y el espacio de un corazón atormentado y a la vez deseoso de  pureza. El amor intenso, trágico, generosidad sin límites de  mujer contraria, al hombre, que sin ser malo disfruta de los placeres como escritor consumado.  Tal vez la indiferencia hacia  ella se deba a la timidez que  la hace parecer inútil incluso cuando ha dado, anónimamente, su bello cuerpo para satisfacciones instantáneas. Toda una bellísima historia de pasión amorosa.

Francisco Velez Nieto

Francisco Vélez Nieto, Escritor, poeta y comentarista literario. En verso tiene publicados los libros “La otra historia de siempre”- “Excepto la derrota”- “Nueva Poesía Sevilla” “Memoria ante el espejo” – “Itálica y otros poemas” VI edición – “Poesía Unida”. – Los cuadernos: “Poetas en el aula”, “Poetas y humanistas”, “Cuadernos abiertos”. “De soledades y desencantos, Aura de luz y agua. Prologuista y editor de las antologías:”, “Antología del Olivo”, “Poetas en bicicleta”, “Poetas en Sevilla”, “El Aljarafe y el vino” “La caricia del agua” y coordinador de Las luces del agua (Ánfora Nova 2011) “El vino y la poesía” (Ediciones Guadalturia 2011, Universos del vino
En prosa, “Itálica y el Monasterio de San Isidoro del Campo (Guía para el paseante 3ª edición). Guía oCulta del Parque de María Luisa. (Paseo secreto entre glorietas y poetas) Crónicas Literarias 2015 (Volumen I)
Es coautor en varias obras. Incluido en las antologías “Itálica Famosa” “Nueva Poesía Sevilla”, “Soleares”, “Poetas en Sevilla”, “Homenaje al soneto”, “El ultraísmo”, “Homenaje a la Generación del 27” “Homenaje a Juan Ramón Jiménez (Ateneo de Sevilla) “El Aljarafe y el vino”. “Un salto a la vida” (Visiones y pensamientos).
Presidente de Honor de la Asociación Colegial de Escritores de España en Andalucía.
Premio Mecenas de la literatura “Manuel Altolaguirre” Año 2014 de la Asociación Colegial de Escritores de España-Andalucía.
Ha sido el coordinador de Espacio Poético 2015
Francisco Vélez Nieto

Sin comentarios a “”

Añadir un comentario.

Al enviar un comentario aceptas nuestra política de privacidad

Deja una respuesta




Las opiniones vertidas en los artículos son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan necesariamente el pensamiento de Luz Cultural.