Adagios XLV de Juan de Portoplano



  • Añadir comentarios
  • Print
  • Agregar a favoritos

Adagios XLV de Juan de Portoplano

Mirando un conjunto de flores, una en particular, el de Portoplano se sentó frente a su corazón, y le vinieron demasiados recuerdos, demasiados proyectos, demasiadas ideas, se perdía en lo que pudo haber sido y lo que es. Se perdía a si mismo, en los revoltijos de su mente-conciencia. Siendo y esperando un lugar y un tiempo. Intentando averiguar que tenía que hacer, en los próximos meses y años que le restaban de existencia. Además de continuar intentando ser siendo buena persona.

– No es lo mismo la persona, que se siente que ha fracasado, en varios aspectos de su realidad, no es lo mismo dos personas que sientan lo mismo, pero una ha intentado ser buena persona, a nivel moral y otra no. No es lo mismo. ¿Aunque parezca lo mismo, el fracaso o fracasos de la persona que ha intentado ser buena persona es mayor que el de la otra?

– Pensamos y repensamos dentro de una cultura. La lengua y el lenguaje son partes o subconjuntos de la cultura.

– Somos y estamos en una cultura y en la Cultura.

– Lo pequeño es lo grande, estamos formados por miles de realidades pequeñas, de frases pequeñas, de conceptos pequeños, de afectos pequeños…

– ¿Somos los juegos y juguetes que hemos jugado, que hemos sido, qué hemos tenido?

– En arte me gusta lo imperfecto, porque lo imperfecto en una línea, foto, idea, concepto, palabra, sonido expresan mucho de la realidad-verdad, realidad-bondad. Después habría que precisarlo para encontrar una verdad-bondad mayor.

– Sentirse pensador, observador y pensador y recopilador de ideas y palabras e imágenes, y después expresar algunas de otras formas y maneras.

– No entiendo, ni comprendo, que tantos quieran y desean y rechazan y abominan del Ser Supremo.

– No soy más importante que usted, pero permítanme que me sienta un poquito importante también.

– Una frase con cinco palabras, una imagen en color o en fotografía, una estrofa de diez sonidos es mucho más de la materialidad de esas entidades físico psicológicas y culturales.

– Porque escribo en fragmentos, fragmentos de palabras y de imágenes, no valoran en casi nada, todo el trabajo cultural que se ha realizado, de observación, estudio, análisis, materialización en frases e ideas y dibujos…

– Toda crítica debe analizar el hecho en sí, desde diversas disciplinas, y también desde la moralidad y espiritualidad.

– Todo está formado por una superficie, que se percibe, y por una realidad interior, que se concibe. Mezcla de lo de fuera y lo de dentro.

– Una palabra es el resultado de una historia de siglos o milenios. Una palabra no es solo una palabra, es un concepto y un sentimiento y un acto real o posible.

– Tienes un deseo interior, y puedes satisfacerlo, y la cuestión, es si tu racionalidad te lleva a preguntarte, puedo y debo satisfacerlo o no. Eso es la psicomoral.

– Todo el mundo habla de la felicidad, yo no sé lo que es la felicidad, como definición teórica, quizás, ausencia de dolor y tristeza e insatisfacción. Siempre se ha indicado que la felicidad completa está en el Buen Dios.

– No sé que frase podría redactar para quitarte un poco esa enorme pena y tristeza que arrastras, ese gran dolor y angustia y frustración. No sé qué enunciado debería indicar para que sosegarte un poco. Pero mi oficio de escritor pensador, es ése, quitar penas con las palabras o con las pinturas. O al menos intentarlo.

– Cada ser humano camina y respira cada día en el silencio y en el ruido.

– Plantéate si todas las ideas y emociones que tienes, sobre mil cosas y mil personas, son las verdaderas y adecuadas y bondadosas.

– Quisiste y engañaste o mentiste a tal persona, y encima, la otra persona es la mala, y tú, tú eres la buena.

– No puedes rumiar solo los fracasos del pasado, porque también tuviste éxito, no solo puedes rumiar el pasado, porque también tienes presente y futuro.

– Regalo frases e ideas e imágenes, no cobro de momento nada por ellas, por tanto, si he caído en un error, no tomes tan a mal mi error, al fin de cuentas, nadie me ha pagado ni un céntimo por ellas, ni tú tampoco.

– Te inunda una tristeza que surge y nace de lo más hondo y del fondo más fondo. Y no sabes como apaciguarla. Cuándo te inunda una gran alegría te sucede lo mismo. Pero ya no recuerdas cuándo vinieron las grandes alegrías, y ahora, las pequeñas alegrías se enturbian con las tristezas.

– La situación mi sociedad-país, entristece a millones de personas, entristece desde lo más hondo.

– Usted tiene sus ideas y yo las mías, pero no utilice usted sus ideas, sean sobre la sociedad, la política, la economía, la religión, la cultura, el pensamiento para ir en contra de mí. Usted es más que sus ideas, yo soy más que mis ideas. De todas formas, tendremos más ideas en las que coincidiremos…

– No pague el rencor, la ira, los traumas, el sufrimiento que tiene por parte de la sociedad, o una parte de la sociedad contra mí. Con la excusa de que usted, dice ser de A y usted cree que yo soy de B. En la Naturaleza viven y existen millones de especies vegetales…

. He intentado siempre aprender de todo el mundo, eso pensaba y meditaba el de Portoplano, mirando esos colores insertos en algo que denominamos flor.

http://twitter.com/jmmcaminero        © jmm caminero (19 mayo-20 julio 2019 cr).

Fin artículo 1.728º: “Adagios XLV de Juan de Portoplano”.

Image by pixel2013 from Pixabay

 

¿Te ha gustado esta publicación?

¡Haz click en una estrella para puntuarla!

Puntuación media 5 / 5. Recuento de votos: 1

Cuanto te ha gustado esta publicación …

¡Síguenos en las redes sociales!

Jesus Millan Munoz

J.M.M. Caminero es autor de cincuenta volúmenes o tomos, publicados en parte, formando un solo título: “Cuadernos de la Mancha o Pensamientos o Ensayos o Soliloquios o Enciclopedia filosofía” (ensayo novela o novela filosófica y pictórica).
En total, al menos cuarenta y siete mil páginas escritas. Hasta donde sabemos una de las cinco obras más extensas, en número de páginas y palabras, de todas las culturas y tiempos y épocas, de un único autor, de un único título.
http://articulosperiodisticosjmm.blogspot.com.es

Sin comentarios a “Adagios XLV de Juan de Portoplano”

Añadir un comentario.

Al enviar un comentario aceptas nuestra política de privacidad

Deja una respuesta




Las opiniones vertidas en los artículos son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan necesariamente el pensamiento de Luz Cultural.