Juan Sebastián



  • Añadir comentarios
  • Print
  • Agregar a favoritos

2014-24aNacido en Barcelona, oriundo del sevillano pueblo de Peñaflor, desarrolla la mayor parte de su vida y, desde luego, toda su obra, en Sevilla. Ha editado los siguientes libros: De Celti a Peñaflor, Sevilla, 1983; Del hombre y otras piedras, Sevilla, 1985; A través del cristal que nos condena, Sevilla, 1988; El fósil de la aurora, Málaga, 1992; Antes de que la muerte nos separe (Homenajes), Sevilla, 1993 y Dolor, rosas bajo palio, Málaga, 2008; este, dedicado a su madre. Obtuvo los premios Gallo de Vidrio y Searus, y los Accésits de los premios José María Morón, Barro y Ángaro. Durante un tiempo estuvo publicando comentarios críticos y reseñas en revistas especializadas, como El Parnaso o Papel Literario, de Málaga; Ficciones, de Granada; El Faro de Motril, de Motril, Agua, de Cartagena, y otras.

LETANÍA DE LAS AGUJAS

Cada ola una aguja envenenada
para mi piel suplico;
como la soledad;
como el viento que huye;
como la presurosa
taquicardia del delirio.
Ven tú, trozo de mar,
puñadito de agujas
y cúbreme de ti.
Hace tiempo
que vino la tormenta
que rompió mis cristales
y desoló la mística del humo.
Hace tiempo que tengo
este gajo podrido de mis manos
ya raíz agrietada.
Hace tiempo
que nadie me maldice.
Hace tiempo
que nada se me rompe.
Ven tú, trozo de mar,
puñadito de agujas
y cúbreme de ti.
Tengo puesta la mesa
y la misma palabra,
algún amor
que llueve a media tarde,
un arrullo coral de mis arterias,
un pañuelo sin nombre
y una llave sin puertas prohibidas.
Ven tú, trozo de mar,
puñadito de agujas
y cúbreme de ti.
Me voy
a la locura,
al sol desesperado que me llama,
al yo de los espejos, al último electrón
de los metales,
al bosque de las sábanas heridas.
Ven tú, trozo de mar,
puñadito de agujas
y cúbreme de ti.

(De “A través del cristal que nos condena”)
-.-.-.-.-.

            XI

Adoro lo imperfecto
para que permanezca intacta la perfección,
que es más que la utopía
donde los sueños se posan.
Me fascinan las desmembradas Venus,
porque glorifican
los espacios sin mármol;
la elocuente derrota
de los marchitos lienzos descoloridos
y oscuramente hermosos;
la agonizante penumbra de los templos,
densa de soledad y sepulcros;
el cadáver imposible de una rosa
ya huérfana de labios.
Adoro la constante
inexistencia del mañana,
la herida del pasado
y este absurdo presente,
que ha dejado de ser
o nunca ha sido.

(De “El Fósil de la aurora”)

-.-.-.-.-.

 

Poeta anónimo

EL HUMO DE LA TASCA

Aquel poeta inédito;
el hombre aquel del velador,
hecho de parsimonia y manzanilla,
que cada día escribe en la taberna,
rodeado de voces destempladas
y vidrios estridentes
interminables versos,
buscando en las palabras la substancia
eterna y milagrosa
que sus sueños contenga
y su soberbia amanse,
no tiene un nombre a punto
para firmar su gloria.
Las horas se le mueren en la mano,
que soporta la pluma
con torpeza hemipléjica,
en el dorado púlpito que Baco
dispuso entre renglones,
en aquel puro inmenso y asesino
que sus pulmones hiere,
sin que nadie comprenda su atavío
de soledad añeja
ni su casi silencio de suicida.
Nunca tendrá un mañana,
ni pupilas vendrán a conocerlo;
pero él bebe su vino
y ordeña sus cantares,
sin apenas un gesto de tristeza;
feliz ante el arrullo
de una cuartilla virgen
que se le ofrece amante
y no le pide nada
por hacerle sentir
que vive, todavía.

(De “Antes de que la muerte nos separe- Homenajes”)

 

foto: http://es.forwallpaper.com

¿Te ha gustado esta publicación?

¡Haz click en una estrella para puntuarla!

Puntuación media / 5. Recuento de votos:

No hay votos hasta ahora! Sé el primero en calificar esta publicación.

Cuanto te ha gustado esta publicación …

¡Síguenos en las redes sociales!

y Luz Cultural

Editor y director. de Luz Cultural Magazine, un lugar de encuentro para escritores, artistas, poetas, y comunidad en general.

    Encuentra más sobre mí en:

  • facebook
  • pinterest
  • twitter
  • youtube

4 Comments a “Juan Sebastián”

  1. Jose Luis Morejón, Cayuela dice:

    Ya conocia parte de su versión poética de la vida.
    ENVIABLE imaginación.

  2. Me gusta tu poesía, Juan, dolorida, doliente, reflexiva; pareciendo que sean las últimas palabras que pronuncias, el último poema que escribes, para sorprender después con otra canción, otro dolor, otra cedencia. Espero que nunca agotes el sonoro cauce de tu voz. Un abrazo.

  3. Manuel dice:

    Magnifico Juan, cada día me haces pensar más profundo, un fuerte abrazo

  4. Francisco Muñoz Rull dice:

    No solo es por formación, hay que nacer artista, y Juan Sebastian nació artista. Sus pinturas, sus poesias y su forma de ver la vida dejan huella en quien lo conoce. Te deseo una larga vida para que nos hagas disfrutar con todo tu Arte.

Deja una respuesta




Las opiniones vertidas en los artículos son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan necesariamente el pensamiento de Luz Cultural.