Lavapiés, cualquier día.



  • Añadir comentarios
  • Print
  • Agregar a favoritos

Lavapiés, cualquier día.

 

Camino entre telares hinchados de color

pulmones respirando tigres, caribúes, leones.

La mujer recoge su prole como un camello

con la joroba invertida…

…aprenderás a mamar del mar…

…la raíz siempre se esconde:

habrás de buscarla…

“niño, habrás de traspasar la piel”

“tendrás que hacer de la dermis algo blando”…

“mis ropas es donde se esconden los nutrientes”

 

El bastón del padre cruzó el océano

para ayudar a parir un barrio de colores

provenientes del negro.

 

La idea, señor, es aguantarlo hasta sus últimas

consecuencias, almacenar latitudes

antes que nos expulsen al gueto.

 

(les entrarán y les obligarán a vivir en el

borde

en la costra dura de la ciudad

donde las fachadas son grises

y los peces perdieron su plata

en el roce con la corriente)

 

¿qué quedará de Lavapiés luego

de la diáspora, qué colores,

qué parsimonias,

qué telas los vestirán?

 

…peces sin plata serán todos ellos…

 

Camina despacio, niño,

impón los colores

de tu negritud.

 

Lame, lame, el pecho de tu madre,

búscalo,

el pecho de tu madre,

pequeño caribú.

 

 

Gerardo Fernández Bustos

¿Te ha gustado esta publicación?

¡Haz click en una estrella para puntuarla!

Puntuación media / 5. Recuento de votos:

No hay votos hasta ahora! Sé el primero en calificar esta publicación.

Cuanto te ha gustado esta publicación …

¡Síguenos en las redes sociales!

y Luz Cultural

Editor y director. de Luz Cultural Magazine, un lugar de encuentro para escritores, artistas, poetas, y comunidad en general.

    Encuentra más sobre mí en:

  • facebook
  • pinterest
  • twitter
  • youtube

Sin comentarios a “Lavapiés, cualquier día.”

Añadir un comentario.

Al enviar un comentario aceptas nuestra política de privacidad

Deja una respuesta




Las opiniones vertidas en los artículos son de exclusiva responsabilidad de quienes las emiten y no representan necesariamente el pensamiento de Luz Cultural.